Yuca Frita

  • Yuca con Mojo

  • Yuca con Arroz

  • Yuca con Queso

  • Yuca con Huevos

  • Yuca con Chicharrón


  • "Yuca Frita"

    Yuca Frita



    La yuca frita es una receta muy conocida y tradicional en muchos países sudamericanos. Aunque en nuestro país no es muy popular, te traemos esta receta detallada paso a paso para que te animes a probarla.

    Ingredientes:

    - 500 gramos de yuca
    - Sal
    - Pimienta negra molida
    - Aceite de oliva virgen

    


    Preparación:

    Vamos a ponernos a preparar esta rica yuca frita pelando bien las yucas para dejarlas sin la piel tan dura tienen, y después las vamos a hervir en agua caliente, lo que podemos hacer troceándolas previamente para acelerar el proceso, así que hazlo como prefieras. Se hace poniendo abundante agua en una olla y esperando a que esté caliente, entonces echamos las yucas con un poco de sal y dejamos que se cuezan durante el tiempo necesario para que queden blandas.

    En el momento que comprobemos que las yucas estén bien cocidas las sacamos del agua, las dejamos escurrir un rato para que suelten todo el agua y esperamos a que se enfríen. Es importante quitarles la hebra central que tienen las yucas, ya que es muy dura y molesta para comer. Esto podemos hacerlo antes o después de cocerlas, pero una vez cocidas será más fácil hacerlo.

    Cuando las hayamos escurrido del todo vamos a cortarlas en trozos más pequeños, en tiras o rodajas, para poder freírlas bien, sin que estén cortadas en trozos demasiado gruesos, que resultarían poco cómodos para comer. Podemos cortarlas de la misma forma que si fuéramos a preparar patatas fritas, en bastones o rodajas, ya que van a quedar similares a las mismas. Cuando hayamos cortado en trozos todas las yucas vamos a salpimentarlos al gusto.


    Ponemos a calentar una sartén con abundante aceite de oliva virgen, y cuando esté bien caliente vamos a ir friendo los trozos de yuca, y los vamos a freír de modo que nos queden bien doraditos por todos lados, pero sin que se lleguen a quemar o queden oscuros. Con esto vamos a conseguir que queden crujientes por fuera y tiernos por fuera. Los dejamos escurrir sobre papel absorbente y al acabar ya podemos servir nuestra yuca frita caliente para disfrutar de su sabor y textura.